Tricomas Marihuanna

Los Tricomas de la Marihuana ¿Qué son y cómo funcionan?

Cuando hablamos de cultivo de Marihuanna, hay que hablar de los tricomas, pues es la parte de la planta donde se concentran los cannabinoides y terpenos que genera la planta.

Los tricomas se encuentran en muchas especies de plantas. La palabra “tricoma” viene de la palabra griega “trichōma” que significa “cabello”, y a simple vista, se ven como pelos finos y pequeños.

En este post, vamos a hablar sobre los tricomas del Cannabis y contestar algunas preguntas frecuentes: qué son, para qué sirven, tipos, madurez, etc.

Tricomas María ¿Qué son?

Son unas glándulas que se desarrollan en la epidermis de las plantas, no solo en Cannabis, ya que también se encuentran, por ejemplo, en ortigas, malva o alfalfa entre otras.

Podemos definir a los tricomas de la siguiente forma:

Son apéndices o excrecencias de la epidermis de las plantas y que tiene funciones muy variadas: absorber agua, regularla temperatura o proteger contra rayos solares y depredadores.  El cannabis posee tricomas glandulares ya que, segregan compuestos pegajosos “resina” que atrapan a los insectos o sustancias que los irritan, matan o modifican su comportamiento.

Coloquialmente, se les llama “pelillos” aunque también se les conocen con el nombre de “resina”, y son, posiblemente la parte más importante para los apasionados de las extracciones y concentrados de Cannabis.


MatillaPlant Grow Shop Online

MatillaPlant es un Grow Shop online donde adquirir semillas de calidad y los accesorios necesarios para el autocultivo de Marihuana, tanto en interior como exterior.

Comprar

Es estos pelillos,  se generan no solo las sustancias psicoactivas (los que buscan los consumidores recreativos) sino también es esa parte de la planta donde se concentrar los cannabinoides no psicoactivos como el CBD (propiedades terapéuticas no psicoactivas) y los terpenos, que se tratan de hidrocarburos que le dan a la planta su olor y propiedades particulares y que trabajan junto con los cannabinoides para aportar perfiles exclusivos de efectos en cada planta.

Gracias a ellos, podemos determinar el punto de madurez de la planta y conocer el momento exacto para su cosecha. Conforme la planta se va desarrollando, sus apéndices van pasando por distintos estadios o grados de madurez, siendo los más famosos y deseados los tricomas glandulares entallados.

Evolución de los Tricomas de la María
Maduración de los Tricomas Cannabis

El color de las cabezas de los tricomas glandulares nos va a desvelar el punto óptimo para cortar la marihuana, ya sea en cultivos de interior o en exterior.

En la planta de Marihuana, son los tricomas los “culpables” de las acciones psicoactivas, ya que, los cannabinoides como el THC, CBD o el CBN están concentrados en ellos.

Son diminutos, y aunque se pueden ver a simple vista en la planta, es necesario usar una lupa o un microscopio para poder observarlos correctamente y determinar en qué punto de maduración de encuentran.

Estas glándulas se desarrollan espectacularmente en la fase de maduración del Cannabis, y es en ese momento cuando debemos de ir observándolos, ya que un cambio en el color nos va a indicar el momento ideal para cosechar.

Función de los tricomas ¿Para qué sirven los tricomas?

Seguramente es una pregunta que te has hecho si eres cultivador de Cannabis. Estas glándulas poseen varias funciones en la planta, por lo que no se puede hablar de una sola función.

La producción de estas glándulas se puede observar en muchas especies de plantas a lo largo de la naturaleza, adoptando diversas formas físicas y sirviendo para muchos propósitos diferentes. Por ejemplo, los tricomas encontrados en algunas plantas carnívoras ayudan a atrapar presas.

En el cannabis, funcionan como un mecanismo de defensa. Cuando las plantas femeninas de cannabis comienzan a producir flores en la naturaleza, a menudo se vuelven vulnerables a diversos insectos y animales, así como a variables ambientales no vivas, como los rayos UV potencialmente dañinos.

Los “pelillos” sirven como elemento disuasorio para los animales porque su sabor amargo y sus fuertes aromas hacen que las flores de cannabis sean desagradables. Al mismo tiempo, también tienen una doble función para proteger a sus plantas de los vientos dañinos e incluso algunas variedades de crecimiento de hongos.

  • Protegen a la planta de algunos insectos: La resina es un mecanismo de defensa de la planta frente a algunos insectos. Muchos insectos se quedarán pegados en los tricomas pegajosos y otro directamente ni se acercarán a encontrar el olor que generan los tricomas desagradables.
  • Evita ser consumida por los Animales: Las sustancias como tetrahidrocannabinol y otros cannabinoides que se generan en estas glándulas, poseen efectos psicoactivos, y hacen que no sea del agrado de muchos animales por lo que sirve para reducir sus depredadores.
  •  Evitan la desecación: Estos “pelillos” tienen además la función de impedir que en caso de humedad baja, se dañen las flores y Semillas Marihuana como puede ocurrir en verano o en cultivos con poca humedad.
  •  Protección frente a los rayos ultravioleta: El exceso de radiación ultravioleta, sobre todo los rayos UV-B son nocivos incluso para las plantas. El THC que producen la resina ayuda a absorber esta radiación y a protegerla. De hecho, cuanta más radiación recibe la planta más resina produce.

Tipos de tricomas

Básicamente existen dos tipos de tricomas que la planta hembra de cannabis genera a lo largo de su vida, dese que se generan los cotiledones y las primeras hojas hasta la senescencia y que son los grandulares y no glandulares.

Tricomas unicelulares simples

Son los que aparecen primero y se localizan en la zona superficial de los cotiledones. Se generan a lo largo del desarrollo de la planta en el envés, y en menos medida en la superficie. Su objetivo es la de evitar la pérdida de agua y aportar aislamiento en caso de temperaturas extremas. Se parece estructuralmente a un pelo.

Tricomas Cistolíticos

Surgen también en los primeros estadios de vida del Cannabis, ya que están presentes en la zona superficial de las primeras hojas reales de la planta. Son muy similares a los tricomas unicelulares simples, pero se distinguen en que los cistolíticos son más alargados y tienen un costolito en la base a base de carbonato de calcio. Le dan una textura rugosa a las hojas ayudando a que éstas se protejan de los depredadores.

Tricomas glandulares sésiles

Son un tipo de glándulas de resina que miden alrededor de 25 micras que no tienen pie o tallo y que se vinculan a la epidermis por medio de una sola célula que hace de función de tallo y que queda escondida bajo la cabeza glandular. La cabeza posee células secretoras en la zona inferior, y la zona que la separa de la membrana se guardan los cannabinoides y aceites esenciales que producen estas células.

Tricomas anterales sésiles

Han sido hallados tricomas sésiles en las anteras de la planta de Maihuana. Son un tipo de tricomas sésiles de mayor tamaño, que pueden medir alrededor de 80 micras. Se pueden ver también en el cáliz que rodea la antera, pero más pequeños, similar al del resto de tricomas sésiles.

Tricomas bulbosos

Son una variedad de tricoma glandular más reducido, que miden aproximadamente 10-20 micras. Suelen generarse inicialmente en el tallo y en las hojas de la zona baja de la planta, pero también se localizan en toda la parte aérea de ésta. Pueden formarse en dos células que unen una cabeza simple o también tener una cabeza glandular formada con diversos compartimentos.

Tricomas glandulares entallados

Como hemos comentado anteriormente, son los más interesantes debido a la gran cantidad de cannabinoides y terpeno que poseen.

MatillaPlant Grow Shop Online

MatillaPlant es un Grow Shop online donde adquirir semillas de calidad y los accesorios necesarios para el autocultivo de Marihuana, tanto en interior como exterior.

Comprar

Están presentes en los cálices, peciolos, brácteas y bracteolos de los ejemplares feminizados de cannabis. También pueden presentarse cerca de las anteras en algunas variedades de cannabis macho.

Tiene una estructura similar a la de los tricomas sésiles, pero los entallados cuando están maduros. Poseen una cabeza glandular que se sujeta mediante un tallo, que se conforma por diversas células. El tallo se va desarrollando a medida que el tricoma va madurando por ello, en sus fases iniciales, puede ser complicado de distinguir de un tricoma sésil.

Respecto a la cabeza, es muy similar a la de los sésiles pero son más grandes (con una parte basal que las vincula al tallo, un disco a base de células secretoras y un espacio de almacenamiento de principios activos). Estas cabezas aumentan de tamaño a medida que las células secretoras generan compuestos, pudiendo alcanzar un tamaño alrededor de 70-100 micras.

Color de los Tricomas – Signo para Cosechar las Plantas

Uso de Lupa para observar los Tricomas del Cannabis

El color de las glándulas nos dice mucho sobre el desarrollo de la planta, incluiso los contenidos de cannabinoides. Muchos cultivadores observan los tricomas para encontrar el mejor momento para cosechar sus plantas.

El cambio de color es difícil de ver sin una lupa o Microscopios. Durante las últimas semanas de floración, los apéndices se revisan regularmente en busca de pistas sobre su desarrollo.

1. Tricomas Translúcidos/Transparentes

Cuando los apéndices siguen siendo completamente translúcidos, están en el proceso de producir cannabinoides y la planta aún no está lista para la cosecha. Cuando comienzan a volverse de color blanco lechoso, es hora de prepararse para cosecha.

2. Tricomas Blancos Opacos / Lechosos

Cuando la mayoría de los tricomas se han vuelto de color blanco turbio,  han alcanzado niveles máximos de cannabinoides: la recolección de las plantas ahora le proporcionará los máximos efectos psicoactivos, más adelante, una vez que los brotes se hayan secado y curado. Ideal para cosechar. El cannabis tendrá mayor efecto cerebral y energizante con altos niveles de THC.

3. Tricomas Ámbar / Marrones

Una vez que la planta alcanza su plena madurez, sus apéndices comienzan a volverse ámbar (alrededor del 10-20%) hay una breve ventana de recolección antes de que comience la degradación. Muchos cultivadores prefieren este punto de madurez, pues el cannabis ofrece un efecto mixto. En este punto, los brotes ofrecerán más de un cuerpo alto, como la mayoría de las cepas índicas.

4. Más del 80% Ámbar/Marrón

Cuando la mayoría de apéndices son de color ambar (más del 80%) significa que se han pasado. Aún puede recolectarse pero tendrá un efecto más relajante y narcótico.  Esto significa que “se te pasa el “arroz”:  los cannabinoides han empezado a degradarse y a oxidarse en contacto con el aire y la luz, y han perdido la gran mayoría de sus efectos psicoactivos por degradación sobretodo del THC. El THC ha comenzado su transformación a CBN (cannabinol), dando lugar a una hierba más narcótica y de efecto relajante, incluso si has cultivado una planta sativa de alta calidad.

Fotos de tricomas listos para cortar

Tricomas Listos para Cortar
Tricomas Listos para el Corte

Fotos de tricomas maduros

Foto de Tricomas Maduros / Oxidados
Tricomas Maduros / Oxidados

12 comentarios en «Los Tricomas de la Marihuana ¿Qué son y cómo funcionan?»

  1. Muy buena información, sobre todo para saber el tiempo de cosecha y los efectos a los que se quiere lograr dependiendo del tiempo de corte de acuerdo al color de los tricomas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *